Jesús me conoce perfectamente. No hay nada de mi vida que Él no conozca por eso puede tener cuidado perfecto de mí. (Jorge L. Cintrón)

¿Qué opinas acerca de esta publicación?