Buen Día – Fortaleza en medio de la Incertidumbre

La incertidumbre sobre lo que pueda ocurrir hoy o mañana crea angustias y temores en el corazón del ser humano.
En esta temporada muchos sienten ansiedad por estar enfrentándose a lo desconocido que traen los cambios.

Pero, cuando cualquier tipo de miedo o inseguridad comienza a invadir nuestra mente, el Salmo 46 es un poderoso recordatorio de que, no importando lo que esté sucediendo en nuestras vidas, en nuestra ciudad, en nuestro país o en el mundo, Dios está con nosotros.

Comienza este Salmo 46, en el versículo 1 diciendo “Dios es nuestro amparo y fortaleza, Nuestro pronto auxilio en las tribulaciones” (RVR60)

Aquí se está asegurando de que Dios es nuestro refugio, y nuestro protector. Que en Él encontramos la fuerza y ​​la paz para superar los momentos difíciles cuando tenemos miedos o incertidumbres.

Sin embargo, aun sabiendo esto, muchos cristianos, ante la tragedia, el dolor o la incertidumbre en el futuro, cuestionan a Dios y dudan de esta promesa de protección.
Por eso te quiero recordar que “Él es Dios y sus promesas siguen siendo reales”.

El Señor usa las pruebas para enseñarnos, para purificarnos y acercarnos a Él. Aunque a veces puede parecer que Dios no nos ha protegido a nosotros, ni a nuestros seres queridos de la manera que deseábamos, podemos descansar en la certeza de que nos está protegiendo de la manera que Él conoce mejor.

Aprendamos esto, “Si estuviéramos protegidos de cada prueba, nunca aprenderíamos a depender completamente de Él”.

Nada puede destruir la presencia de la paz y la alegría de Dios en nuestros corazones sin que nosotros mismos se lo permitamos. Por eso hoy necesitas hacer una pausa, descansar y respirar profundamente. Aunque el mundo esté como esté, Dios sigue siendo Dios. Él está en el trono. Él es poderoso, fiel, es Soberano y tiene el control.
Cuando hacemos una pausa para enfocarnos en la verdad de que Dios es Dios, nuestros corazones pueden estar en paz incluso cuando las cosas se vean caóticas.

Si el temor se ha infiltrado en tu corazón, has una pausa y recuerda que Dios es tu protector, que Su presencia está contigo, por lo tanto, pídale que calme la ansiedad en tu corazón.

Oremos “Amado Señor, gracias por ser mi lugar seguro, amparo, fortaleza y pronto auxilio en medio de las dificultades. Gracias por darle paz a mi corazón aun en medio de las ansiedades. Te pido que cambies el miedo por gozo en mi interior, lo creo y declaro en el nombre de Jesús, amén.

Versiculo “Dios es nuestro amparo y fortaleza, Nuestro pronto auxilio en las tribulaciones”. Salmos 45:1 (RVR60)

Buen Dia
Juan C Quintero
www.buendiatodoslosdias.com

Aquí puedes Comentar o Responder a esta Publicación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Más 122,000+ Lectores

Síguenos y recibe contenido fresco cada día de elversículodeldía.com

Suscríbete!

Suscríbete, no te pierdas nuestras publicaciones.

YouBlessing

Log In

Or with username:

Forgot password?

Forgot password?

Enter your account data and we will send you a link to reset your password.

Your password reset link appears to be invalid or expired.

Log in

Privacy Policy

Add to Collection

No Collections

Here you'll find all collections you've created before.