Buen Dia – Un tiempo para Dios

Ciertas frases están arraigadas en las personas, muchas de ellas sin razón, sin sentido y sin valor real; una de ellas es “Cuánto tienes, cuántos vales”. Hace creer que demostramos nuestra valía cuando tenemos y hacemos cosas; significaría que los demás nos valorarían; no por lo que somos, sino por lo efectivos, capaces, dinero, recursos y demás que somos o tenemos.

Cuando leemos la Palabra de Dios, encontramos un doble modelo. Son dos hermanas, Marta y María. La una, -Marta, quien busca siempre algo que hacer para estar ocupada; pareciera que no puede descansar o hacer una pausa en su ajetreada vida; atiende, limpia, cocina…

La otra mujer, -María- se entretiene en estar al lado del visitante -Jesús; a quien escucha con atención. Al parecer, Marta, viendo con celos a María se queja con Jesús pidiéndole que le diga a su hermana que le eche una mano, y se ponga a “ocuparse como ella lo ha estado haciendo”. Jesús no le reprocha nada… la trata con amor diciéndole “Marta, Marta…andas inquieta y preocupada”. Y luego agrega “María ha escogido la mejor parte”.
El concepto de valor no esta dado por las ocupaciones que tengamos, ni por la cantidad de riquezas, ni posiciones, sino por nuestra relación con Dios.

Si reflexionas un poco te darás cuenta de que “gastas” el tiempo en cosas que muchas veces son innecesarias, irrelevantes y sin valor. No te das quizás cuenta de que estás siendo como Marta, ocupados y preocupados por este mundo, sin pasar tiempo con Jesús, con Su Palabra y con la guía del Espíritu Santo.

Mi invitación de hoy es a revisar tu vida para que no corras el riesgo de hacer muchas cosas, para nada. Sino que puedas descansar en Jesús, cuando digo “descansar” no hago referencia a no hacer nada, sino a hacer una pausa en tus ocupaciones para tener un tiempo a solas con Jesús. Sólo en contacto con Dios, sabrás por qué vives y quién te hace vivir. Sólo con Dios, el corazón se te inundara de alegría y de paz.

Concédete un poco de tiempo; tómate esta mañana o ésta tarde un tiempo con Jesús.

Oro para que separes un espacio de tiempo de tu día para estar con el Señor, para que te tomes un tiempo valioso con Jesús.

Versículo: “Tenía ella una hermana llamada María que, sentada a los pies del Señor, escuchaba lo que él decía”. Lucas 10:39 (NVI)

Buen Dia
Juan C Quintero
www.buendiatodoslosdias.com