Buen Día – Una íntima relación (con audio)

Solo llegamos a conocer verdaderamente a una persona cuando compartimos tiempo con él o con ella; mientras más tiempo pasemos juntos más profundo será el conocimiento que tengamos.

Podemos tener una idea de alguien por lo que se dice de esa persona, por lo que ha escrito o por su biografía, pero este conocimiento será limitado.

Esto me sirve para preguntarte ¿conoces a Jesús por lo que te han contado, por lo que escuchas en las predicas o por lo que lees en libros?; si es así, entonces tienen un conocimiento limitado de Él.

Para conocer verdaderamente a Dios es necesario que pasemos tiempo diario con Él; así nuestra profundidad en la relación será mayor.
En el evangelio de Juan capítulo 17 verso 3, Jesús hizo la siguiente declaración “Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien tú has enviado”.
Esta es una descripción poderosa del significado de la relación intima y personal que el Señor quiere que tengamos.

Aquí se nos dice que, en la eternidad, que comienza aquí en la tierra cuando hemos aceptado el regalo de la salvación en Cristo, nuestra tarea será permanecer en el conocimiento de nuestro Dios, el único Dios verdadero y de Jesucristo.

Al Señor lo podemos ver en la creación, en cada respiro de nuestra vida, en el milagroso regalo de un amanecer. Podemos ver la manifestación de Dios en el cuidado que recibimos a diario, en la protección que nos brinda, en el regalo de la sonrisa de nuestros hijos.
Él está presente en todo momento, lo puedes ver y sentir a cada instante de tu vida.

Pero solo tienes la oportunidad de conocerlo más profundamente mediante tu tiempo de intimidad con Él. Acércate a Jesús diariamente, disfruta de Su presencia, lee las escrituras y conéctate con la bendición de saber que Él quiere guiarte e instruirte para vivir plena y victoriosamente.

Oremos “Señor gracias por permitirnos conocerte, tener intimidad contigo es el más maravilloso regalo que tenemos diariamente disponible. Dispongo mi mente, mi corazón y mi vida para conocerte más. Te espero cada día en nuestro encuentro diario. Gracias por tanto amor, lo creo y declaro en el precioso nombre de Jesús, amén”

Versículo “Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien tú has enviado”. Juan 17:3 (NVI)

Buen Dia
Juan C Quintero
www.buendiatodoslosdias.com

Anterior PublicaciónVersículo del Día – Isaias 64:8
Siguiente PublicaciónMarchen