¿Cuán firme estas tu?

rocaSALMO 125:1 “Los que confían en Jehová son como el monte de Sion, que no se mueve, sino que permanece para siempre.”

Cuando uno piensa en algo verdaderamente firme o inmovible, lo primero que viene a la mente es una montaña. Una montaña es firme porque está en un lugar fijo, no se mueve. Tomaría una fuerza extraordinaria mover un monte.

El pasaje bíblico de hoy dice que aquel que ha puesto su confianza en DIOS es tan firme como ese monte. El está fijo en la Palabra de DIOS y tiene seguridad absoluta en el amor que DIOS tiene para él. La Biblia dice que nada en este mundo puede separarnos del amor de DIOS (Romanos 8:38, 39). El creer esto, de todo corazón, es uno de los factores que determinan la firmeza de un creyente.

Otra clave para estar firme es estar consciente de que no tenemos que hacer nada para obtener el amor de DIOS. DIOS te ama no por lo que tú haces o dejas de hacer, ÉL te ama porque “DIOS es amor”, dice 1a Juan 4:8. La seguridad de que ÉL te ama incondicionalmente debe mantenerte firme ante cualquier situación que se presente, mucho más si has sido justificado por la sangre de Cristo.

Pero algo muy importante que debemos tener en cuenta siempre es que nuestras propias fuerzas no son suficientes para mantenernos firmes en todas las circunstancias y resistir los ataques del enemigo. Quizás pensemos en un momento determinado que estamos suficientemente firmes para resistir, pero podemos equivocarnos, y tendremos que sufrir las consecuencias de la caída. La verdadera firmeza proviene del poder de DIOS, y únicamente en ÉL debemos fortalecernos.

A medida que escudriñes la Palabra de DIOS, medites en ella y la pongas en práctica en tu vida, irás creando un fundamento espiritual que te hará permanecer firme en las circunstancias más difíciles que se presenten ante ti. Las pruebas son parte de la vida, todos hemos pasado o pasaremos a través de ellas.

¿Estás enfrentando una prueba en estos momentos? Ya sabes lo que tienes que hacer para mantenerte firme.

Confía en DIOS. Busca la fortaleza en su Palabra. Arrodíllate a orar. Alguien dijo: “Vivir de rodillas nos mantiene de pie”. Si te aferras a esta enseñanza, y la pones en práctica, por fuerte que sea la tormenta que llegue a tu vida, permanecerás firme como el monte de Sion.

ORACIÓN: Padre Celestial, te ruego me ayudes a obedecer Tu Palabra, y a buscar en Tí la fortaleza que necesito para mantenerme firme en medio de la prueba, con la seguridad de que Tú me darás la victoria. En el nombre de Jesús, Amén.

 

Mildred Natera
Mildred Naterahttps://www.elversiculodeldia.com
Una sierva para la gloria de Dios!

Aquí puedes Comentar o Responder a esta Publicación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Anterior PublicaciónEn la Cruz: el Hombre y Jesús
Siguiente PublicaciónPensamientos acerca de la Humildad

Más 122,000+ Lectores

Síguenos y recibe contenido fresco cada día de elversículodeldía.com

Suscríbete!

Suscríbete, no te pierdas nuestras publicaciones.

YouBlessing

Log In

Or with username:

Forgot password?

Forgot password?

Enter your account data and we will send you a link to reset your password.

Your password reset link appears to be invalid or expired.

Log in

Privacy Policy

Add to Collection

No Collections

Here you'll find all collections you've created before.