Ríos de agua viva

RIOJUAN 7:38 El que cree en mí, como dice la Escritura, de su interior correrán ríos de agua viva.

La Biblia habla en sus páginas de un Dios de abundancia, de un Dios de multiplicación y crecimiento. Él es el que toma lo poco o nada que somos y lo multiplica por su maravilloso poder.

El pasaje del día de hoy nos enseña que del interior del cristiano, de su espíritu, correrán o fluirán los torrentes de Agua Viva. Nota que no dice que correrán o fluirán un “charco” o una “laguna” de Agua Viva. El pasaje enfatiza la abundancia, como una catarata, de Agua Viva que fluye del interior del cristiano.

Ahora bien, para ser sinceros debemos decir que nuestra realidad muchas veces es diferente. Si bien el sentir de Dios es que fluyan de nosotros (hacia otros) las cataratas espirituales de Agua Viva, a veces salpicamos a la gente más con nuestras aguas turbias que con el Agua Viva. El Agua Viva es una figura de la presencia del Espíritu Santo, que no sólo quiere llenarnos sino también desbordar para poder llegar a ser canales de bendición hacia otros.

¿Qué es lo que fluye de tu vida? ¿Las cataratas vivificantes de Dios o las aguas turbias de tu vieja naturaleza?
Que nuestra decisión en este día sea cerrar y anular las represas de aguas turbias, y a la vez abrir los torrentes de Dios para que corran por nuestro interior y salpiquen a todos los que nos rodean con bendición.

CONFESION DE FE: ABRO LAS COMPUERTAS DE MI VIDA PARA QUE FLUYAN DE MI INTERIOR LOS RIOS DE AGUA VIVA

ORACION: ¡Inúndame con Tu poderosa presencia, oh Señor, para poder ser lo que Tú quieres que sea: Un canal de bendición hacia otros! Por Jesucristo, nuestro Señor, amén.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here