Tenemos un guía confiable

SALMO 32:8,9: “El Señor dice: «Mis ojos están puestos en ti. Yo te daré instrucciones, te daré consejos, te enseñaré el camino que debes seguir.9 No seas como el mulo o el caballo, que no pueden entender y hay que detener su brío con el freno y con la rienda, pues de otra manera no se acercan a ti.»

En una de las paredes de mi oficina cuelga un retrato que he tenido por casi sesenta años. Muestra al SEÑOR JESÚS de pie detrás de un hombre joven cuyos ojos están centrados en la dirección que el Maestro apunta. La mano de Jesús está sobre el hombro del hombre, e imagino que Le dice: “Este es el camino por el que vamos. Te llevaré a tu lugar de destino”. Aunque en la senda habrá alegrías y tristezas, el SEÑOR guía a Sus hijos durante todo el camino hasta la morada eterna.

Cualquier persona sincera reconocerá que no está preparada para andar por la vida sola. Nuestro DIOS Omnisciente nos creó con la necesidad de buscar Su dirección. Con nuestras fuerzas, conocimientos y poder de razonamiento no podemos tomar las decisiones más prudentes. Pero la mano amorosa del SEÑOR en nuestro hombro puede conducirnos por el camino correcto para tomar buenas decisiones.

El SEÑOR está dispuesto y tiene el poder para guiarnos, si Se lo permitimos. Caminar con ÉL no es difícil. Reconoce que te has desviado a sendas que te han llevado al pecado y a la desobediencia. Decide seguir la dirección de DIOS leyendo Su Palabra y practicando los preceptos bíblicos. Y aprende a traer delante de DIOS tus decisiones grandes y pequeñas mientras buscas la senda que ÉL ha dispuesto para tí.

Más allá de nuestro último latido del corazón se encuentra la eternidad. Es hacia allá donde nos está dirigiendo nuestro Salvador. Nuestra tarea es seguir en obediencia, para que podamos alcanzar el cielo y escuchar decir al Padre: “Bien, buen siervo y fiel”.

OREMOS: Padre Celestial ayúdame a cambiar el rumbo de mi vida. Me he desviado del camino correcto y he pecado, Señor. Ayúdame para que la lectura de Tu Palabra sea mi guía, me enseñe a amarte y todo lo aprendido lo pueda poner en práctica. Señor, que todo lo que haga sea de Tu agrado. Te lo pido en el nombre de Cristo, amén.

 

Mildred Natera
Mildred Naterahttps://www.elversiculodeldia.com
Una sierva para la gloria de Dios!

Aquí puedes Comentar o Responder a esta Publicación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Anterior PublicaciónEl pensamiento del Día
Siguiente PublicaciónLa resurrección

Más 122,000+ Lectores

Síguenos y recibe contenido fresco cada día de elversículodeldía.com

Suscríbete!

Suscríbete, no te pierdas nuestras publicaciones.

YouBlessing

Log In

Or with username:

Forgot password?

Forgot password?

Enter your account data and we will send you a link to reset your password.

Your password reset link appears to be invalid or expired.

Log in

Privacy Policy

Add to Collection

No Collections

Here you'll find all collections you've created before.